jueves, 16 de junio de 2011

SERRANOS EN SALSA PICANTE

Muchos de los que pescamos a fondo solemos volver a casa con un buen cubo de esta especie de pez:  la Serranus Cabrilla, o serrano o cabrilla como mayormente se le conoce.

Triplete de serranos

Pez voraz como pocos, se abalanzará sobre nuestro cebo de forma irremisible, interfiriendo de forma notable en muchas ocasiones sobre nuestra jornada de pesca, ya que no creo que nadie navegue un buen puñado de millas para ir a pescar serranos.



En el cubo hay un peligroso visitante...


Pero lejos de devolverlos al agua (morirían, ya que la vegiga natatoria se les hincha debido al cambio de presión y no pueden volver al fondo), los de menor tamaño nos harán un caldo de sopa riquísimo y los más grandes los podemos servir de múltiples maneras; incluso yo he llegado a poner este tipo de pescado en el exquisito Bullit de Peix acompañando a rojas, arañas y gallos (véase receta en este mismo Blog)





Ya he dicho en anteriores ocasiones que el pescado que pesquemos debe ser limpiado SIEMPRE con agua de mar. Este plato es un entrante o un primer plato ligero y tiene la ventaja de que se puede comer frío o caliente.


Para nuestro plato necesitaremos:
  • Serranos (unos 5/6 por cabeza)
  • 2 cebollas
  • 1 calabacín
  • 2 dientes de ajo
  • 1 pimiento verde
  • 3 tomates
  • comino en polvo
  • sal y pimienta
  • 1 guindilla o un pellizco de pimienta de cayena
  • Pimentón dulce

Cortaremos la cebolla en juliana fina y la pondremos a dorar en una sartén con bastante aceite de oliva, cuando empiece a coger color ponemos el pimiento verde a daditos con el ajo y el calabacín también cortado pequeño.

Cuando esté todo bien rehogado se le añaden las especias: pimentón, pimienta, comino, la guindilla o la pimienta de cayena. Se las deja unos 20 segundos rehogando en la sartén y se le añade el tomate triturado. A continuación se rectifica de sal y se deja hacer la salsa hasta que veamos que tiene una buena consistencia, supongo que durante unos 10 minutos a fuego medio.



Ojo con las salpicaduras del aceite!!

Posteriormente pondremos los serranos en aceite muy caliente y los freiremos por ambos lados. Deben quedar bastante fritos, casi crujientes. Cuando estén listos se retiran a un plato con papel absorbente y se les deja reposar un rato.



Por supuesto, deben comerse con las manos

Se sirven en un plato con la salsa picante encima. Yo veces he pasado la salsa por la "turmix" para que quede más fina, pero esto ya es cuestión de gustos.

Pues esta ha sido mi recetita, espero que os haya ayudado a sacarle provecho a este "inoportuno" pez.

No hay comentarios: